23 de octubre de 2017

728×90 Servicio Modelo de Medicina del Trabajo
728×90 Servicio Modelo de Medicina del Trabajo

Trabajo infantil en Bolivia: baile de cifras, riesgo de invisibilidad

¿Cuántas niñas y niños trabajadores hay en Bolivia? El baile de cifras dadas por administraciones públicas e instituciones hace que muchos de ellos corran el riesgo de permanecer en la invisibilidad. ¿Qué hacer para abordar la situación?

Los elevados índices de pobreza desde hace varios años han afectado la esfera de ocupación de las mujeres, los niños, niñas y adolescentes, situación que se refleja en “el padrón de ocupación laboral que se modificó sustancialmente, provocando una masiva inserción de mujeres, jóvenes y niños al mercado laboral”

De acuerdo a los índices oficiales, actualmente existen 171 millones de niños trabajadores en todo el mundo. Situación que también se refleja en la realidad boliviana, donde según el Programa de las Naciones Unidas “4 de cada 10 niños trabajan” y “En Chuquisaca, de acuerdo a los datos oficiales emitidos por el INE, trabajan 22.101 niños, niñas y adolescentes en edad escolar (es decir el 13% de 161.749) y en Sucre existen 8.880 niños, niñas y adolescentes en edad escolar que trabajan (es decir el 14% de 61271) .

Pero un aspecto que llama la atención es que los datos oficiales en Bolivia se contradicen ya que existe una “falta de coincidencia entre las distintas fuentes oficiales, por ejemplo, en el año 2001, la MECOVI reportaba la existencia de más de 725 mil niños, niñas y adolescentes trabajadores en Bolivia, mientras que el censo 2001 registraba 313 mil en el país”

Además, “los datos del Censo de Población y Vivienda subestiman la verdadera magnitud de niños, niñas y adolescentes insertos en la actividad económica” y este hecho marca el principio de la invisibilidad y la alta vulnerabilidad a la que se enfrentan, ya UNICEF hablaba de la invisibilidad de la que son sujetos ya que “pueden volverse invisibles, desapareciendo del punto de mira de sus familias, comunidades y sociedades, así como de los gobiernos”, es el caso de los niños que trabajan en Chuquisaca ya que no existen desarrolladas políticas públicas de atención a esta situación, dejando a los niños, niñas y adolescentes en situación de trabajo sumidos en la exclusión socioeconómica y educativa de la que son sujetos.

Aunque ya en 1989 la Convención de los Derechos de la Infancia especifica los derechos infantiles destacando “el derecho de todo niño y niña a ser protegido/a contra cualquier explotación económica y realizar trabajos peligrosos o que puedan interferir en su educación”, la realidad nos muestra que día a día los niños, niñas y adolescentes en situación de trabajo sufren explotación y la violación de sus derechos fundamentales como el derecho a la educación a la salud y a la protección departe del estado, los empleadores y los propios padres y madres.

En Chuquisaca particularmente las entidades públicas hasta la fecha han desarrollado actividades puntuales y aisladas, sin seguir una estrategia departamental, realizando acciones de poco impacto, que no atienden las causas estructurales del trabajo infantil y por tanto no repercuten significativamente en una solución verdadera a la situación de los niños, niñas y adolescentes en situación de trabajo, actualmente no existe ninguna estrategia de eliminación del trabajo forzoso, ni programas puentes de erradicación del trabajo infantil, exceptuando el programa “Mi primer empleo digno” dirigido a mayores de 15 años, dejando de lado la atención de miles de niños y niñas menores de 14 años que cada día se ven en la necesidad de trabajar.

Los niños y niñas tienen derecho a ser protegidos y atendidos por el estado, ya que de acuerdo al Código niño, niña y adolescente “las defensorías de la niñez y adolescencia y las dependencias pertinentes a las direcciones departamentales de trabajo, tienen la responsabilidad de velar y asegurar para que se efectivicen los derechos y la protección integral establecidos para el derecho a la protección en el trabajo”.

Actualmente los propios niños y niñas en situación de trabajo se han organizado para defender sus derechos a nivel de Bolivia en la UNATSBO y en Chuquisaca en la FEDNAYJTS (Federación de Niños, Niñas, Adolescentes y Jóvenes Trabajadores) pero sus demandas no son atendidas.

Frente a esta realidad el Observatorio de Derechos Humanos y Centro de Recursos de Información, que es una red de 27 organizaciones de la sociedad civil (ONG, fundaciones y organizaciones sociales) y entidades públicas y del estado (como la Defensoría del Pueblo y la Jefatura Departamental de Trabajo) ha conformado una Comisión de Niñez, Adolescencia y Juventudes, que tiene como una línea prioritaria de atención el Trabajo Infantil, y en una fecha tan particular como el 12 de junio, Día Mundial contra el trabajo infantil, en el marco de la campaña de sensibilización e incidencia pública por los derechos Todos x Todas. Tod@s x los derechos recuerda a las nuevas autoridades departamentales y municipales que tomen en cuenta el pronunciamiento emitido ya el 20 de Noviembre del 2009 por la Defensoría del Pueblo con el apoyo del Observatorio de Derechos Humanos y Centro de Recursos de Información que especifica

Se convoca:

A las Defensorías de la Niñez y Adolescencia y Jefatura Departamental de Trabajo a:

> Definir qué trabajos y oficios entran dentro del “trabajo forzado” y “explotación infantil”, prohibidos por la CPE.
> Regulación de los derechos laborales de mayores de 14 años. 
> Defensa de niños y niñas en situación de trabajo, realizando acciones de prevención, garantizando el ejercicio de sus derechos a la salud, educación, recreación y vivienda, como acciones a corto plazo, hasta que se tomen medidas a largo plazo, que garanticen la erradicación progresiva del trabajo infantil en el futuro.
> Diseño de Políticas dirigidas a erradicar las causas estructurales del trabajo infantil.

El Gobierno Municipal debe brindar:

> Espacio adecuado a la Federación de Niños, Niñas y Adolescentes Trabajadores, FEDNAYJTS, el fortalecimiento de laFEDNAYJTS (a través de procesos de información de sus derechos, liderazgo y otros) para que sea protagonista de sus demandas y la realización de campañas de sensibilización dirigidas a la sociedad civil sobre el buen trato a los niños y niñas en situación de trabajo y, a los padres y madres de familia, sobre su responsabilidad de protección a los niños y niñas trabajadores.

Fuente: canalsolidario.com

Notas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *