Función, financiación y organización de Greenpeace

La función que cumple Greenpeace es la de preservar el medio ambiente en todo el mundo. Ha jugado un papel significativo al despertar en el público el interés por la degradación ambiental ya que ayuda a ciudadanos y gobiernos para la preservación del medioambiente. Algunos sectores industriales se empiezan a mostrar mas abiertos a las alternativas y sugerencias de Greenpeace, reconociendo que las soluciones les pueden brindar beneficios.

Por Hugo Francisco Rostagno y Tamara Ruiz

 Compartir:

 Ver más sobre:

                           

Función

Muchas campañas de Greenpeace han conseguido eliminar un problema, o al menos, que se comience a caminar en la dirección correcta. Entre otras cosas tiene una flota de barcos que cumple un rol fundamental en el trabajo cotidiano para proteger los ecosistemas de todo el mundo. Los barcos son una herramienta vital de las campañas, ya que les permite ser testigos y actuar frente a las amenazas que sufre el medio ambiente. En la actualidad cuenta con cuatro barcos, técnicamente preparados de acuerdo a las necesidades activistas dado el medioambiente que vayan a intervenir.

Financiacion

Esta organización ecologista  no acepta donaciones ni presiones de gobiernos, partidos políticos o empresas ya que Greenpeace no asume otra posición política que no sea la protección del medio ambiente, de esta manera, se financia solamente gracias al aporte de 3 millones de individuos en todo el mundo y 80.000 solo en la Argentina.

Los libros contables  de la organización son auditados cada año y además se publica una rendición anual de los gastos para asegurar el uso transparente de los fondos que los socios aportan y para que no quede la más mínima duda sobre la gestión económica de la organización, cada oficina nacional se somete voluntariamente a una auditoría anual, llevada a cabo por una firma internacional de auditores independiente. Estas auditorías están a disposición de los medios de comunicación, del Gobierno o de la opinión pública.

Estructura

Greenpeace tiene su sede en Amsterdam y cuenta con más de 40 oficinas alrededor del mundo. En la Argentina, hay una oficina ubicada en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires con un staff de más de 40 personas dividido en distintas áreas de trabajo: Dirección Ejecutiva, Unidad de Campañas, Unidad Política, Movilización Pública, Comunicación, Recaudación de Fondos, Logística y Administración.

Estas oficinas nacionales y regionales son en gran parte autónomas, y existe una cierta coordinación para llevar a cabo las estrategias globales colectivamente acordadas aunque son autónomas para realizar cada campaña dentro del contexto local en que operan y para buscar apoyo financiero por medio de sus propios socios.

Las oficinas nacionales y regionales las apoyan una red de grupos locales de voluntarios. Los grupos locales participan principalmente difundiendo las campañas en su región. Millones de simpatizantes que no están organizados en grupos locales apoyan a Greenpeace por medio de donativos mensuales o anuales.

Greenpeace Mundial es dirigida por la Junta Directiva Internacional. Esta Junta Directiva Internacional se elige en la Asamblea General que se celebra una vez al año. Esta Asamblea se encuentra conformada por un representante por cada oficina.

Una vez elegida la Junta Directiva Internacional, esta designa un director que asistido por un equipo de directores de área, llevan a cabo, conjuntamente, la dirección global de las campañas y los recursos de Greenpeace.

El Director Ejecutivo informa regularmente a las oficinas nacionales y regionales y a la Junta Directiva, las actividades y avances de la organización. También aprueba los programas de trabajo de las oficinas nacionales y regionales, y en colaboración con cada una de ellas, fija acciones y objetivos para determinar el nivel de éxito de las mismas.

 

SEGUINOS EN FACEBOOK, TWITTER Y GOOGLE +


shadow